Home > "Toros" > Sin toros a modo

Luis Fernando Loza Lepe

 

 

Fotos: Javier Hoyos

 

 

La sosería presente en casi todos los ejemplares de Los Encinos impidió el triunfo a los alternantes de la tercera corrida de otoño en Guadalajara.

 Enrique Ponce, Octavio García “El Payo” y Sergio Flores se plantaron ante los de su lote que resultaron, casi todos, un real crucigrama.

 Ponce abrió plaza con “Pato”, de buena estampa y con recorrido suficiente para que el de Chiva bordará una faena con toques de exquisitez, lentitud y mucho aroma.

 La estocada no fue la adecuada y se esfumó la posibilidad de triunfo para el espada valenciano, Palmas del respetable.

 En su segundo se topó con el peor toro del encierro, “Platero” se apagó muy rápido, regateó cada embestida y Ponce abrevió para escuchar abucheos al toro y a su labor.

 El Payo metió a su muleta a su segundo, “Comino” fue un toro de escasa colaboración al que Octavio García le enseñó el camino, torera labor con voluntad de triunfo que no pudo coronar con el acero, fuerte petición de oreja que el biombo -encabezado en esta ocasión por Fermín Bernaldez- no atendió, ovación para el espada en su salida al tercio.

 Y Sergio Flores también pasó apuros con su lote, sus mejores instantes los logró ante “Poco Pelo”, su primero, burel silbado por su presencia, terminó por acudir a la muleta de su lidiador que aprovechó para dibujar muletazos del gusto general. Palmas y Silencio para el torero de Tlaxcala.   

Leave a Reply